15 mayo, 2019 | Por

¿Te gustaría estudiar el bachillerato en enfermería? Entonces, no sólo necesitas saber sobre las cualidades que se requieren, el plan de estudios, los horarios o las fechas de inscripción. También es necesario que conozcas cómo enfrentarte a las entrevistas laborales.
Aunque parezca demasiado pronto, puede que durante la carrera quieras empezar a trabajar mientras estudias para ganar experiencia laboral. Asimismo, te será de gran ayuda para cuando comiences a buscar el lugar ideal para realizar tus prácticas y el servicio social. En cualquier caso, siempre es mucho mejor estar preparada.

¿Por qué prepararme para una entrevista de trabajo?

Como seguro ya sabes, la carrera técnica en enfermería tiene un amplio campo laboral, debido a que las enfermeras con las que contamos en la actualidad no alcanzan a cubrir la cuota que se necesita en el sector de salud público y privado.
A pesar de que representa una gran ventaja porque quiere decir que es poco probable estar desempleada, la realidad es que las mejores vacantes se las darán a quienes cuenten con los requisitos enlistados en la propuesta laboral y se desempeñen mejor en el proceso de contratación.
En ocasiones, los nervios o situaciones como haber tenido un mal día, pueden ser un factor para que no te contraten, aunque sepas que eres la indicada.

Tips esenciales para sobrevivir a tu próxima entrevista

  1. Investiga sobre el lugar al que vas a aplicar:
  • Los valores que promueve entre su personal y de manera externa.
  • Las actividades que realiza.
  • Qué es lo más importante cuando se trata de atender a los pacientes.
  1. Piensa en cuáles son tus principales habilidades y elige una que te haría destacar de los demás.
  1. Prepárate para responder a las preguntas comunes:
  • ¿Qué puedes aportar al equipo? Puedes mencionar aspectos por los que te es fácil adaptarte, además de los conocimientos y habilidades que crees que te harán brillar en cualquier lugar.
  • ¿Quién es tu modelo a seguir? Busca que de preferencia sea alguien relacionado con tu profesión y que te haya dejado una experiencia positiva.
  • ¿Cuáles son tus hobbies? Enfócate en asuntos relacionados con tu carrera, como la parte de mantenerte actualizada, a través de artículos en línea, aplicaciones médicas, libros, etc.
  • Describe un reto que se te haya presentado y cómo lo superaste. Piensa en algo relacionado con el trabajo, las prácticas o el servicio social. Habla sobre el gran aprendizaje que te dejó.
  • ¿Cuáles son tus fortalezas y debilidades? Es necesario que tengas en mente al menos 5 de cada una. En cuanto a tus debilidades, además menciona cómo estás trabajando en ellas para ser mejor cada día.
  • ¿En dónde te gustaría verte en 5 años? Es un buen momento para decir los logros profesionales que te gustaría tener.  Olvídate de hablar de sueldos o vacantes laborales porque la entrevista podría tornarse incómoda.
  • ¿Tienes alguna pregunta? Siempre trata de tener algo que aportar porque hacerlo denota que en verdad estás interesada por la vacante.
  • ¿Por qué elegiste estudiar el bachillerato en enfermería? No se te ocurra decir que te forzaron o que fue por seguir la tradición familiar porque en caso de ser así no deberías estar aquí. Relata una historia positiva de cómo tomaste esa decisión.
  • ¿Qué es lo que más te apasiona de tu carrera? Describe la razón por la cual todos los días quieres dedicarte a ello y evita mencionar la típica respuesta: de que te gusta ayudar a los demás.
  • ¿Cómo te preparas para las guardias nocturnas y las rotaciones de turnos? Habla sobre la buena alimentación y el descanso adecuado para tener una buena energía.
  • ¿Qué es lo que no te gusta de ser enfermera? No se te vaya ocurrir mencionar nada sobre pacientes o pisos sucios porque de manera automática serás descartada. Una buena idea es decir que no te agrada cuanto te enfrentas a la muerte de un paciente o al ver el sufrimiento que atraviesan los familiares o incluso el enfermo.
  • ¿Te gustaría realizar un postécnico, especialidad o curso? Cuéntale tus planes, pero intenta ligarlos con la vacante para la cual te estás postulando, no olvides decir cómo te gustaría aplicar esos conocimientos en el trabajo.
  • ¿Cómo reaccionas ante un paciente difícil? Habla acerca de la empatía y de que entiendes perfecto que el sufrimiento puede llevarlos a estar de malhumor, por lo que no te tomas nada personal.
  • ¿Qué piensas de los familiares de los pacientes? Menciona la importancia de la comunicación sobre el estado de salud de su enfermo, el apoyo moral, la empatía y la discreción para compartir la información.
  • ¿Qué experiencia tienes? En caso de no tenerla, nombra lo que aprendiste en las prácticas y el servicio social, habla de los pacientes que atendiste, así como de las experiencias que te funcionaron para crecer como profesionista.
  • ¿Cómo reaccionas ante la muerte de un paciente? Dile que parte de tu trabajo es el autocontrol emocional, a pesar de que es una noticia fuerte y te gustaría que todas las personas que atiendes se recuperarán pronto, entiendes perfecto que no siempre estará en tus manos salvarlas, pero al menos podrás hacer más cómoda su última estancia.
  1. Realiza un CV de una sola hoja, en el que incluyas:
  • Título: en medio y con el nombre de tu profesión.
  • Fotografía a color: sonriendo, donde sólo se vea tu rostro y cuello.
  • Datos personales para que te localicen con facilidad: nombre completo, teléfono, celular y dirección.
  • No menciones toda tu trayectoria escolar, con decir tu último grado de estudios será suficiente.
  • En el apartado de experiencia laboral, sólo coloca tus últimos trabajos, describiendo algunas de tus principales funciones. De ser posible también pon los números telefónicos para que puedan comunicarse con tu jefe inmediato.
  • Haz un apartado de Habilidades y coloca las 3 que mejor te hagan destacar.
  • Menciona los cursos que has tomado en una sección especial, así como los idiomas, en caso de contar con ellos.
  1. Vístete para el éxito con un vestuario formal y discreto a la vez, sin usar tu uniforme de enfermera.
  1. Recuerda no parecer demasiado rígida y utiliza el lenguaje corporal a tu favor: mueve las manos con naturalidad, mantén una buena postura y haz contacto visual.
  1. Sé puntual y lleva al menos 3 copias de tu CV en un folder.
  1. Si crees que no te va como lo planeaste, ¡no te desanimes y sigue intentando!. Toma nota de las fallas que tuviste y corrígelas para la siguiente.

En el Instituto Tecnológico Roosevelt podrás estudiar el bachillerato en enfermería y prepararte de la mejor forma, realizando tus prácticas en importantes hospitales del IMSS, DIF e ISSSTE.

Agenda una cita